Los pisos de madera son una excelente opción para el hogar, levantan la apariencia de una casa, departamento ó habitación y cuando se conjugan en armonía con los muebles y demás elementos de diseño interior, puede ofrecer la elegancia que un piso sintético no podría lograr.

Los pisos de madera pueden ser instalados en cualquier parte del hogar y pueden ser de distintos tipos de maderas como el elmo, el roble, el encino, el fresno, el ciprés, el cerezo, el palo de rosa, la teca, el nogal americano y el maple. La dureza, estabilidad y color varían de madera a madera.

No importa cuál sea tu estilo personal, podrás encontrar el piso perfecto para ti. Pero antes de salir corriendo a comprar el piso de madera ideal para tu hogar es necesario que analices y tomes en cuenta los siguientes consejos:

1.- Establece un presupuesto. Con la gran variedad y diversidad de pisos de madera que hay en el mercado es fácil cansarse y agobiarse, y esto lo hace muy susceptible a gastar de más. Recuerda equilibrar el estilo, la calidad y el presupuesto al realizar la elección final.

2.- Se prudente al combinar tu casa, departamento o cuarto con el piso a elegir, ya sea si es de madera u otro. Por ejemplo, no pongas un piso de madera en un cuarto de baño, debido a los altos niveles de humedad esto podría terminar en que se levante el piso y haciendo en que incurras en otros gastos adicionales.

3.- Cada área de la casa necesita distintos tipos de piso. Por ejemplo, los pisos de madera que tienen acabados muy claros o muy oscuros por lo general no quedan bien en la cocina. Usa un piso más claro para un cuarto ó salón que no se utilice mucho. A su vez las áreas más transitadas, como pasillos o cuartos de TV, requerirán de una elección que ofrezca un acabado más resistente que pueda hacerle frente al gran desgaste que tendrá.

4.- Elegir el color y el estilo del piso es la parte divertida. Elije una madera que se adapte a tu gusto personal y tu estilo de vida. El costo relativamente alto de los pisos y las demandas de instalación, requieren de la elección de una madera que no se pase de moda rápidamente.

5.-Unas de las desventajas que hay que tener en cuenta antes de decidir poner un piso de madera es que con el tiempo pueden perder el color, pueden rayarse fácilmente y la principal es que no soportan demasiado la humedad, por lo que si vives en una zona muy húmeda descarta por completo los pisos de madera, ya que solo te darán dolores de cabeza.

Mantenimiento y cuidado del piso de madera

El piso de madera requiere de cuidados especiales, aquí te damos unas ideas:

* El piso debe ser barrido y limpiado con regularidad para prevenir la acumulación de polvo que pueda rayar el acabado.

* Los muebles deberían tener algún tipo de colchón en las patas para prevenir que, al moverlos, rayen el piso.

* Las dimensiones del piso de madera pueden cambiar con la humedad del ambiente, el cual no debe de exceder de un 45% todo el año.

* Enfrente de los lavabos, tinas, fregaderos y cualquier otro lugar que tenga contacto con el agua no se recomienda poner pisos de madera ya que es muy susceptible y puede hincharse o levantarse.

* De igual forma este tipo de pisos debe ser protegido de la luz directa, ya sea natural o artificial. Una luz intensa puede decolorar el piso.

Los pisos de madera pueden ser tratados con acabados que aumenten su brillo, su elasticidad y para hacer que sean resistentes al agua. Estos acabados consisten en uretanos y poliuretanos. Un piso de madera con una superficie acabada no necesita ser encerado. Los acabados de cera penetran las células de la madera y ofrecen un acabado de poco brillo. Las pulidas periódicas ayudan a restaurar el brillo de este tipo de pisos. Los pisos de madera utilizados en áreas con mucho tráfico como las tiendas y los restaurantes son impregnados con acabados de acrílico que aumentan su dureza y durabilidad.

Esperamos que estos consejos y ideas sean de utilidad para que escojas el piso adecuado para tu hogar

6 + 1 =